4

EN LA SCHULZENTRUM Y LA EUROPASCHULE DE KLÖN

 

Klön era una fiesta futbolística a la espera de un triunfo que no llegó. Los chavales me recibían con camisetas, banderines y colores de su formación en las mejillas. Todos los bares tenían televisores habilitados en las terrazas y restaurantes y en la estación central de trenes se dispuso una  pantalla gigante y cómodos pufs para los viajeros que quisieran descansar un rato y morderse las uñas  en compañía.

 

Pero nada de eso fue impedimento para que los encuentros funcionaran de maravilla.

El jueves visité la Schulzentrum Zündorf. Una escuela de más de cuatro mil alumnos con una enorme biblioteca y una bibliotecaria amabilísima que nos había dispuesto café y pastas y había preparado el encuentro con esmero.

 

 

 

 

Los estudiantes que acudieron eran mayoritaramente chicas de 14 años  a quienes les brillaban los ojos y se les escapaba la risa por debajo de la nariz. Una edad en que las muchachas florecen y están a años luz de sus compañeros aun ensimismados en su infancia.

Nombre llenos de colores y brumas que copiaron en un papel para mí: Marwa, Hanedan, Anja, Alina, Aylin Nadine, Rebecca, Melanie, Nina, Karin, Elisa, Cindy…

Y Ellas,  naturalmente, tuvieron el detalle de hacerme un bonito regalo y leerme unas poesías ( que Ann-Catherine me fue traduciendo) dedicadas a Klön y Barcelona, dos ciudades hermandadas y unidas por su amor a la literatura.

 

 

 

Una gozada de encuentro de más de dos horas que tampoco hizo sombra a mi segunda visita a la EUROPEASCHOOL que tuve el placer de conocer hace tres años en mi primer viaje a Klön invitada por la Literaturehouse.

Ute, la profesora de español, ( abajo en la foto de la izda) me recibió con los brazos abiertos y la energía desbordante que la caracteriza y se mostró muy interesada en mi última novela PALABRAS ENVENENADAS. Se la regalé y  la está devorando en estos momentos.

 

 

 

 

 

Los chicos y chicas de la Europeaschool reprimieron sus nervios por el partido de Alemania-Serbia y atendieron sin pestañear a mis explicaciones en el power point traducido al alemán.  Luego, tras la lectura,  me hicieron un montón de preguntas interesantes.

Lo digo siempre, allá donde hay buenos profesores abundan los buenos alumnos.

 

No miento, aquí os ofrezco el link del blog de la Europeaschool  donde se explica mi visita desde el otro lado del espejo.

 

 

 http://www.europaschulekoeln.de/index.php?id=360

 

Solo hay un pequeño problema. Está en alemán.

 

¡ Feliz verbena de San Juan!

Comments 4

  1. Post
    Author

    Hola Patt,

    Sé bienvenida y encantada de tu reseña, con tu permiso voy a ofrecerla a mis lectores.
    Besos,

    Maite

  2. Post
    Author

    Gilberto!

    ¡Que bien! Una reseña muy sincera.
    Espero que tenga razón y que sea muy exitoso en Brasil.

    Ya lo colgaré en el blog.

    Besos,

    maite

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *